nuevo
Ava, el agente virtual de IA para el comercio electrónico multicanal. Pruébalo hoy →
eDesk logo

La IA en el comercio electrónico: el futuro de las compras en línea

Última actualización octubre 23, 2023 13 min to read
Contenido

Comparte este artículo

En el mundo del comercio electrónico, sabemos lo mucho que se trabaja entre bastidores en la cesta de la compra online de cada cliente, adaptando cada aspecto de la experiencia digital. Mostrar productos que capten instantáneamente el interés de sus clientes y enviarles alertas de descuentos sobre artículos que hayan estado mirando son sólo pequeñas partes de un complejo mecanismo mucho mayor. Este es el mundo en el que la tecnología se encuentra con el comercio, y es el momento de dar un nuevo y valiente salto: la IA en el comercio electrónico.

Novedades como las búsquedas predictivas, los algoritmos de personalización o las recomendaciones de productos a medida ponen de relieve el papel cada vez más importante que desempeña la inteligencia artificial. Una fuerza que revoluciona silenciosamente la forma en que compramos hoy en día, se está convirtiendo en una herramienta indispensable en la bulliciosa escena del comercio electrónico.

La IA en el comercio electrónico

La Inteligencia Artificial ha hecho importantes incursiones en diversas industrias, pero su impacto en el comercio electrónico es particularmente notable, aunque menos reconocido. Las tecnologías de IA, incluidos los algoritmos de aprendizaje automático, analizan vastos conjuntos de datos procedentes de las interacciones con los clientes para generar información procesable. Esto ha revolucionado y seguirá revolucionando la forma en que las empresas se relacionan con los clientes, creando experiencias personalizadas y mejorando la competitividad.

La integración de la IA en el comercio electrónico no solo beneficia a los consumidores a través de experiencias personalizadas, sino que también dota a los minoristas de herramientas avanzadas para el seguimiento en tiempo real de las métricas de rendimiento. Esta evolución simbiótica entre el comercio electrónico y la IA está configurando un entorno dinámico que encierra el potencial de cambios disruptivos en el sector, impulsando tanto una mejor atención al cliente como un aumento de las ventas.

¿Cómo alterará la IA el comercio electrónico?

  • La IA está revolucionando el comercio electrónico gracias a un análisis de datos rápido y preciso.
  • La personalización es un área clave en la que la IA está teniendo un impacto significativo, ofreciendo recomendaciones en tiempo real.
  • El aprendizaje automático automatiza tareas operativas como la gestión de inventarios y la catalogación de productos.
  • El reconocimiento de imágenes mediante IA y los asistentes activados por voz están mejorando la experiencia de búsqueda de los usuarios.
  • Los algoritmos avanzados están mejorando la previsión de la demanda mediante la utilización de datos históricos.
  • Los chatbots con procesamiento de lenguaje natural están elevando el nivel de atención al cliente al ofrecer asistencia 24 horas al día, 7 días a la semana.

La IA es una fuerza disruptiva en el comercio electrónico, por lo que su adopción temprana es crucial para mantener la competitividad.

4 ventajas de la inteligencia artificial en el comercio electrónico

Aprovechar el poder de la inteligencia artificial aporta diversas ventajas al comercio electrónico. El comercio de IA emplea el aprendizaje automático y el análisis predictivo, facilitando la vida de los minoristas y ofreciendo al mismo tiempo a los consumidores una experiencia de compra mejorada. Profundicemos en estas ventajas.

1. Mayor compromiso y satisfacción del cliente.

El comercio electrónico basado en IA atrae a los clientes y los mantiene interesados y contentos. El sello distintivo es la personalización; los algoritmos de IA pueden calibrar las preferencias de los usuarios y mostrar productos específicos del gusto de cada persona basándose en su historial de navegación o sus compras anteriores. Este enfoque específico maximiza el compromiso de los clientes, que se sienten atendidos de forma exclusiva, lo que se traduce en mayores índices de satisfacción.

Imagine que le recibe una lista personalizada de artículos recomendados cada vez que visita su tienda en línea favorita: eso es lo que ofrece la IA en el comercio electrónico.

2. Mejora de la experiencia del cliente.

En esta era digital, es fundamental que los minoristas en línea se esfuercen por ofrecer un excelente servicio al cliente, que a la larga se traduce en fidelidad a la marca. Aquí es donde la IA para el comercio electrónico se vuelve esencial.

Con tecnologías como los chatbots y los asistentes virtuales, las empresas están siempre disponibles para las consultas de los clientes potenciales, 24 horas al día, 7 días a la semana, sin interrupciones. Ayudan a minimizar los tiempos de espera durante las solicitudes de servicio, mejorando así la experiencia general del cliente.

Aprovechando aún más la realidad aumentada (RA), algunas empresas permiten ahora a los clientes visualizar cómo quedaría un sofá nuevo en su salón o cómo se vería un vestido una vez usado: ¡es casi como tener una tienda física actualizable en sus dispositivos!

3. Automatizaciones de tareas rutinarias.

El tiempo es oro, sobre todo en el comercio electrónico. Afortunadamente, con la adopción de la IA para el comercio electrónico se pueden automatizar tareas mundanas como la gestión de inventarios o la gestión de consultas rutinarias de los clientes, lo que supone un ahorro sustancial de tiempo.

Las soluciones inteligentes como eDesk AI están equipadas con la capacidad de analizar automáticamente el sentimiento expresado en los mensajes de los clientes para comprender su estado emocional, priorizar los tickets en función de la urgencia u otros criterios y responder automáticamente a las consultas rutinarias.

Al liberar a los recursos humanos del trabajo repetitivo, las empresas ofrecen a sus empleados la oportunidad de centrarse más en funciones estratégicas que añaden valor a la empresa. De este modo, se crea una situación en la que todos ganan: aumenta la productividad y se desarrollan las capacidades de los empleados.

4. Previsiones y análisis más precisos.

La IA en el comercio electrónico no sólo mejora el servicio al cliente, sino que también proporciona información para la toma de decisiones cruciales a través del análisis predictivo.

Los sistemas inteligentes son capaces de cribar vastos conjuntos de datos para analizar patrones, tendencias y comportamientos de los clientes, fomentando así una previsión más precisa de la demanda. Con herramientas analíticas tan refinadas a su disposición, los minoristas en línea pueden optimizar los niveles de existencias y evitar posibles pérdidas de ventas debidas a situaciones de falta de existencias.

Además, los algoritmos de aprendizaje automático pueden detectar incoherencias o tendencias inusuales que ayuden a detectar el fraude, ofreciendo una capa adicional de seguridad a las empresas.

Ahora que ya conoce las ventajas de la aplicación de la IA en el comercio electrónico, veamos cómo puede aplicarla para que esas ventajas se hagan realidad en sus tiendas de comercio electrónico.

10 casos de uso de la IA en el comercio electrónico

La potente aplicación del comercio de IA brilla realmente cuando observamos su versatilidad. Hay toda una serie de casos de uso en los que la inteligencia artificial en el comercio electrónico está desempeñando un papel fundamental, y merece la pena explorarlos para ver por qué la incorporación de la IA a su estrategia empresarial puede cambiar las reglas del juego.

1. Recomendaciones personalizadas de productos

Posiblemente, la implicación más visible de la IA para el comercio electrónico reside en el mecanismo de recomendaciones personalizadas de productos. Utilizando los datos de los clientes y aprendiendo de sus comportamientos, los algoritmos pueden predecir lo que a los clientes les puede gustar o lo que van a necesitar a continuación, ofreciéndoles sugerencias personalizadas que aumentan tanto la satisfacción como las ventas.

2. Optimización de precios

Otro beneficio significativo de la aplicación de la IA en el comercio electrónico es la optimización de los precios. Gracias al análisis del mercado en tiempo real, herramientas de fijación dinámica de precios como repricer. com determinan los mejores precios en función de la oferta, la demanda, el análisis de la competencia y los patrones de comportamiento de los consumidores, maximizando así los beneficios y manteniendo la competitividad.

3. Mejora del servicio al cliente

Clasificación y resumen de tickets mediante IA de eDesk

Las capacidades de la IA en la atención al cliente van mucho más allá de la identificación proactiva de problemas; se adentran en áreas sofisticadas como el análisis de sentimientos, la clasificación de consultas y las respuestas automatizadas. Por ejemplo, los algoritmos de IA pueden analizar el tono y el contexto de las consultas de los clientes para comprender su sentimiento, ya sea de frustración, confusión o satisfacción.

Esto permite a las plataformas de atención al cliente de comercio electrónico, como eDesk, priorizar las respuestas o incluso adaptar el tono de las respuestas automáticas para que se ajusten mejor al estado emocional del cliente.

Además, la IA puede clasificar las consultas entrantes en varias categorías, como facturación, asistencia técnica o consultas sobre productos. Esta clasificación permite un encaminamiento más eficaz a los representantes o departamentos de atención al cliente adecuados. A menudo, la IA puede proporcionar de forma autónoma respuestas precisas y fiables a preguntas comunes, reduciendo la necesidad de intervención humana y acelerando los tiempos de respuesta.

Esto es especialmente beneficioso en un mercado competitivo en el que un servicio de atención al cliente rápido y eficaz puede diferenciar a una empresa de sus competidores. Además, las Automatizaciones basadas en IA pueden gestionar tareas repetitivas, y se pueden utilizar plantillas para tipos de consultas frecuentes, haciendo que el proceso de atención al cliente sea más eficiente. Estas características basadas en IA agilizan las operaciones y mejoran la calidad de las interacciones con los clientes, haciéndolas más personalizadas y receptivas.

4. Segmentación de clientes

Además de la personalización a nivel individual, la IA proporciona información para una segmentación detallada de los clientes. Al rastrear los comportamientos de navegación y los historiales de compra de amplios grupos demográficos, las empresas pueden diseñar campañas de marketing más específicas que transmitan mensajes relevantes para cada grupo concreto.

5. Logística inteligente

En la era en la que las entregas en el mismo día son una práctica habitual en lugar de un servicio de lujo, la logística inteligente impulsada por la IA se ha convertido en un componente crucial de la cadena de operaciones del comercio electrónico. Hoy en día, los algoritmos nos sorprenden gratamente con su capacidad para gestionar de forma óptima los niveles de inventario basándose en predicciones de tendencias.

6. Previsión de ventas y demanda

Las predicciones de ventas precisas con discrepancias minimizadas son ahora una realidad, gracias a las capacidades de aprendizaje automático de la IA. Esta característica extraordinariamente útil de la IA en el comercio electrónico puede ayudar a las empresas a reducir los residuos, optimizar la eficiencia de la cadena de suministro y ofrecer plazos de entrega realistas.

7. Chatbots y asistentes virtuales

Los chatbots son, sin duda, una de las tecnologías del comercio electrónico más orientadas al usuario y basadas en la inteligencia artificial. Estos asistentes virtuales, que trabajan las veinticuatro horas del día, ofrecen ayuda a medida de forma instantánea. Es como tener tu propio asistente personal de compras, que además nunca se toma descansos.

Con la creciente popularidad de dispositivos inteligentes como Alexa o Google Home, los consumidores buscan productos utilizando comandos de voz más que nunca. Las plataformas de comercio electrónico que adoptan la tecnología de voz mejoran considerablemente su experiencia de usuario, ofreciendo mayor comodidad y procesos más rápidos a los clientes.

9. Predicción de la pérdida de clientes

Especialmente importante es el papel de la IA en la gestión de la retención de clientes: Con los algoritmos de predicción de bajas, podemos prever los riesgos con antelación -a veces incluso antes de que los propios clientes se planteen abandonar- y utilizar esta previsión para diseñar tácticas destinadas a mantener relaciones positivas con los consumidores.

10. Filtrado de revisiones

Por último, pero no por ello menos importante, otra área eficaz en la que verá que se utiliza la IA para el comercio electrónico incluye el filtrado de reseñas. Al automatizar el proceso de recopilación y análisis de opiniones, las soluciones como Feedback, desarrolladas por eDesk, proporcionan información práctica que puede mejorar las relaciones con los clientes y las decisiones empresariales.

Un poder hasta ahora reservado a los grandes proyectos de investigación.

Retos del uso de la IA en el comercio electrónico

Por muy prometedora que pueda ser la intersección de la IA en el comercio electrónico, conlleva su propio conjunto de retos. Es crucial tener en cuenta estos posibles obstáculos antes de lanzarse a realizar inversiones significativas en tecnología.

Dependencia de la calidad y el volumen de los datos

Quizá uno de los retos más notables sea la necesidad de disponer de cantidades ingentes de datos de alta calidad. Sin esto, las herramientas de inteligencia artificial para el comercio electrónico no pueden funcionar de forma óptima ni ofrecer información precisa. Los grandes volúmenes de datos son fundamentales para que los algoritmos de aprendizaje automático mejoren con el tiempo identificando patrones y aprendiendo de ellos.

Luego está la cuestión de la calidad de los datos. Los datos de mala calidad o incoherentes conducen a resultados poco fiables, una situación poco deseable en un campo tan dinámico como el comercio electrónico, en el que cada decisión repercute en los resultados finales.

Alto coste de inversión inicial

Otra preocupación común gira en torno al coste. Adoptar la IA en el comercio no es barato: no sólo requiere una inversión financiera sustancial, sino también un tiempo y unos recursos humanos considerables. Este factor puede suponer un reto, especialmente para las pequeñas empresas que apenas empiezan y aún no han amasado un presupuesto capaz de cumplir todos los requisitos para la integración de la IA.

Requisitos técnicos

La implantación de la IA suele requerir sofisticados conocimientos técnicos. Dependiendo de la complejidad, el empleo de una IA en el comercio electrónico puede requerir la contratación de desarrolladores expertos o incluso la asociación con empresas tecnológicas especializadas que tengan experiencia en la navegación por un panorama tecnológico de este tipo.

Preocupación por la privacidad vinculada al uso de la IA

Por último, también existe un delicado equilibrio entre la creación de experiencias de compra personalizadas mediante el uso de inteligencia artificial en el comercio electrónico y la vulneración de la privacidad del cliente. Un asunto que tiene una importancia extrema hoy más que nunca debido a la expansión de leyes y reglamentos como el GDPR en Europa, diseñado específicamente para proteger los derechos de los consumidores en relación con la privacidad en línea.

Para que las organizaciones sorteen con éxito estas complejidades asociadas a la integración de la tecnología en el comercio electrónico, necesitarán una planificación estratégica centrada no sólo en abordar las prioridades actuales, sino también en anticiparse a los posibles problemas que puedan surgir en el futuro.

Las mejores herramientas de IA para comercio electrónico

La incorporación de la IA al comercio electrónico supone una forma revolucionaria de relacionarse con los clientes, agilizar las operaciones y tomar decisiones empresariales más precisas. Para aprovechar eficazmente el mundo del comercio de IA, es importante que se arme con herramientas impactantes diseñadas para maximizar los beneficios de la inteligencia artificial para el comercio electrónico. He aquí algunas herramientas ejemplares que pueden hacer que su tienda en línea tenga un futuro espléndido.

1. eDesk

Una solución de atención al cliente para comercio electrónico que utiliza el poder de la IA para mantener contentos a sus clientes y aumentar los ingresos.

2. Klevu

Klevu, una herramienta de búsqueda y navegación, utiliza la IA para mejorar la experiencia de compra ofreciendo recomendaciones de productos personalizadas basadas en las aportaciones de los clientes. Esto libera a los compradores de un tiempo considerable que, de otro modo, podrían dedicar a buscar entre innumerables productos.

3. Emarsys

Esta plataforma, que hace hincapié en el compromiso y la satisfacción del cliente, le ayuda a automatizar sus esfuerzos de marketing. Cuenta con impresionantes capacidades de personalización en tiempo real orientadas a proporcionar un grado de personalización sin precedentes.

4. Rendimiento dinámico

Un intérprete experto para empresas de comercio electrónico que buscan características de personalización automatizada junto con análisis predictivos que garanticen una experiencia de compra optimizada para los clientes.

5. Clarifai

Gracias a su avanzada función de reconocimiento de imágenes, Clarifai resulta muy útil cuando se trabaja con contenidos visuales o con extensos catálogos de productos en los que el etiquetado manual resulta engorroso.

6. Octano AI

Octane no sólo proporciona una ayuda notable en la automatización del marketing, sino que también introduce métodos eficaces para realizar cuestionarios y facilitar iniciativas de retargeting a través de Facebook Messenger.

7. Vue.ai

Si nos centramos específicamente en la venta minorista de ropa, Vue.ai destaca por su capacidad para recomendar conjuntos y combinar estilos, lo que sin duda ahorrará valiosas horas de navegación a los atareados compradores de hoy en día.

Cada una de estas herramientas aprovecha la tecnología en el comercio electrónico amplificando lo que se puede conseguir incluso en operaciones a gran escala. Sin embargo, es vital no sólo conocer estas soluciones de eficacia probada, sino ser lo suficientemente flexible como empresa para invertir tiempo o recursos en probar dichas plataformas y cómo se alinean con su modelo de negocio y objetivos únicos.

Integrar herramientas de inteligencia artificial de comercio electrónico como estas, es el primer paso hacia la creación de una estrategia empresarial orientada al futuro que aproveche la IA en el comercio electrónico para ofrecer una experiencia de compra enriquecida e inmersiva a sus clientes. Dada la solidez de sus resultados, está claro que la IA para el comercio electrónico no sólo está aquí, sino que ha llegado para quedarse. En consecuencia, la inversión en este tipo de tecnología de IA en el comercio electrónico ha pasado de ser algo “deseable” a algo “imprescindible” en mercados competitivos.

Cómo implantar la inteligencia artificial en las operaciones de comercio electrónico

La integración de la IA en sus operaciones de comercio electrónico puede revolucionar la experiencia del cliente, impulsar el crecimiento de las ventas y fomentar la eficiencia. Exploremos algunas formas efectivas de implementar la IA en el comercio electrónico.

En primer lugar, es vital realizar una evaluación general antes de sumergirse de lleno en el tema. Estudiar los procesos existentes e identificar las áreas en las que la IA podría resultar beneficiosa. Comprenda los requisitos de su empresa. ¿Se trata de recomendaciones personalizadas de productos o de análisis predictivos para una mejor gestión del inventario? Una vez que sepas lo que necesitas, implementar la IA en el comercio electrónico será mucho más fácil.

Clasificación eDesk AI y respuestas manos libres

Para ello, un buen punto de partida podría ser invertir en herramientas de IA estándar especialmente diseñadas para empresas en línea. Hay herramientas centradas en aspectos específicos como la optimización de precios o la mejora de la atención al cliente con respuestas manos libres de IA o el análisis automático y la priorización de las consultas de los clientes.

Al mismo tiempo, no subestime la importancia de los datos. Disponer de grandes cantidades de datos limpios y estructurados alimenta la inteligencia de los algoritmos de IA. Esto significa asegurarse de que dispone de mecanismos para recopilar datos detallados sobre las preferencias y los hábitos de compra de los clientes, los niveles de inventario, el rendimiento de los proveedores, etc.

También debe prestarse especial atención a la integración de la IA con la pila tecnológica existente sin alterar el flujo de trabajo actual de forma demasiado drástica al principio; lo que se busca es una transición suave en lugar de un cambio repentino que podría afectar negativamente tanto al personal como a los clientes mientras se adaptan.

Asociarse con expertos especializados en soluciones de inteligencia artificial para el comercio electrónico es otro paso que a menudo merece la pena considerar. Estos expertos podrían guiarle a través de la implantación con planes a medida que se ajusten perfectamente a las necesidades de su empresa, mitigando al mismo tiempo los posibles retos que puedan surgir durante el periodo de transición.

Crear una experiencia de compra inmersiva con IA no es tarea fácil: requiere paciencia, recursos y perseverancia, pero produce beneficios inigualables, que pueden transformar una tienda online tradicional en un centro de comercio electrónico de última generación impulsado por la tecnología más avanzada en comercio electrónico.

¿Busca más contenidos de este tipo? A continuación le ofrecemos una lista de recursos relacionados con este tema